5 Pasos Para Lograr que tu bebé se duerma solo a la hora que tú elijas

Los hábitos y rutinas que tenemos con nuestros niños determinarán en gran medida quienes pueden llegar a ser. Cuando ya tienes el día encima con todas las cosas que este te ha presentado y te sientes cansada, lo que quieres es que tu criatura pueda caer en su cuna y quedarse hasta que el sol vuelva a salir.

Por supuesto que amamos a nuestros peques, pero para poder cuidarlos también es preciso que nosotras descansemos.

Para esto es crucial que acostumbres a tu bebé a dormirse a una hora específica cada día, o aunque no quiera dormir, al menos pueda quedarse tranquilo en su cuna y darte ese descanso que tanto mereces.

Te daré 5 pasos que podrán ayudarte a que tu bebé se duerma solo:

1. Lo primero comienza durante el día. Debes procurar jugar bastante para que pueda exhaustar esa energía interminable de los pequeños. Procura que no se duerma  por lo menos 3 horas antes de la hora que hayas elegido para acostarlo.

madre y bebe jugando

2. Dale una ducha de agua tibia. Durante el día tu pequeño habrá sudado bastante. El agua tibia lo relajará y lo dejará fresquecito al mismo tiempo, permitiéndole conciliar el sueño en su cuna con más facilidad. ¡No olvides aplicar alguna loción relajante para incrementar los chances de que se quede tranquilo! Mímalo un poco mientras lo vistes para dormir. Puedes darle besitos y cariñitos para que se sienta amado por su persona favorita: su mami.

ducha de agua tibia

 3. Su leche no debe faltar: Alimenta a tu pequeño con las onzas de leche que consideres necesarias para sostenerse toda la noche. Recuerda limpiar su boquita después de haberle dado la leche, para evitar que cualquier insecto pueda acercársele.

bebe tomando leche

4. Asegúrate que su habitación tenga una buena temperatura y sus sábanas estén limpias: A cualquiera con calor o frío se le dificulta dormir, así que procura que la habitación de tu bebé esté fresca, pero no fría, de manera que puedas  crearle un ambiente relajante al bebé. Cerciórate además de que sus sábanas estén limpias y sin olores muy fuertes, de esa manera evitas que el bebé esté incómodo, o que el olor de las sábanas pueda provocar alguna alergia.

habitacion ambientada

5. El momento del llanto: Es raro que en un principio tu pequeño no llore por unos minutos. Si no te sucede ¡te felicito!, de lo contrario precisarás ser lo bastante fuerte para poder acostumbrarlo a que se duerma solo. Muchas madres se dan por vencidas en este paso, puesto que es sumamente difícil escuchar a nuestro bebé llorar y no hacer nada al respecto. Sin embargo, si tu bebé está saludable, limpio, no tiene hambre, y tiene una temperatura agradable, no hay razón para sacarlo de su cuna. Reitero, debes ser fuerte en esta parte. Para sentirte más tranquila, puedes tener un vigilabebés en su dormitorio para estarlo monitoreando sin necesidad de entrar a la habitación.

bebe que llora en la cuna

Con este último paso, que por cierto es el más difícil de los que he mencionado acá, fue diferente para mis dos niños. Con el primero duré un poco más de una semana para acostumbrarlo. Lo acostaba siempre a las 7:00 pm y él lloraba, lloraba hasta por 1 hora en ocasiones (de forma intermitente). Luego de la semana y algo, lo acostaba y se quedaba tranquilo. Apliqué la estrategia de colocarle música clásica para dormir y esto me trabajó por un buen tiempo. Después de un tiempo viajé a otro país y su rutina tuvo que cambiar en consecuencia. Al volver a casa fue como comenzar desde el principio. Pero lo hice, y sigo obteniendo buenos resultados: libertad después de las 7:30 de la noche. Con mi segunda niña fue totalmente diferente. Con ella solo la coloqué en su cuna, lloró unos 15 minutos, y luego se calmó. Al siguiente día ni siquiera lloró.

Cada niño es diferente, pero necesitas tener mucha paciencia. Desde que tu niño esté pequeño debes trabajar con rutinas que vayan convirtiéndolo en un niño autónomo e independiente. No te estoy hablando de cuentos de hadas, sino de cosas que he practicado y me han funcionado.


Entradas Relacionadas

Leer Más
Leer Más
Leer Más

¿Te ha parecido útil esta información? Comparte y permite que otras madres también puedan beneficiarse de ella.

Deja un comentario